Monday, March 13, 2006


¿NEGACIÓN O EGO?

Las profecías mayas se hacen presentes, los tsunamis son confundidos con los surimis, en un mundo que se ésta derrumbando se preguntaría The Black Eyed Peas: Where is the love? Las relaciones ya no están basadas en amor, los pilares de éste ahora consisten en el denial y el ego.
Por Gonzal OM ontoya

Ayer escuché en la radio a las tres de la madrugada que habían encontrado a dos bebés abandonados (3 y 10 meses respectivamente) en un basurero. “¡El mundo está de cabeza!” Exclamó la locutora. Si esto es cierto ¿Cómo están actualmente las relaciones? ¿La expresión Head Over Heels será la última sabiduría expuesta para la gente trashy? Si una madre es capaz de abandonar a su hijo en la garbage ¿Hasta dónde somos capaces de llegar los trashy en una relación garbage?
ESCENARIO UNO
Se abre el telón: Fulanita llega de trabajar más temprano de lo que acostumbra a su hogar, entra a su recamara y sorprende a su novio Fulanito en los brazos de Perenganita en el punchis punchis. Fulanita le arroja todo lo que está a su alcance: El Chanel 5 (de Chanel), el J’adore (de Dior) y los balazos (de chinga tú madre). Las aguas se calman pero Fulanita está muy enojada, Fulanito muy arrepentido le implora que lo disculpe, que lo perdone, le grita a los cuatro vientos que la ama, que ella es la Fulanita de su vida, que lo siente, que no lo deje, que it was just sex, just stupid and insignificant sex, so sorry, I love you forever and ever.
ESCENARIO DOS
Se abre el telón: Zutanita tiene que pagar por medio de pago electrónico de Bancanet de Banamex el SKY, la American Express, la luz y el teléfono. Zutanita tiene múltiples ocupaciones como patinar en la pista de San Jerónimo, asistir a sus clases de Yoga, pilates evey morning, darle instrucciones a la nana, al chofer y a las dos sirvientas que son sumamente despistados es por ello que olvida el nickname y el password para efectuar sus pagos, busca en el escritorio de su marido y encuentra una carta que a la letra dice:
Menganita:
Eres la mujer más bella del mundo, mi corazón, alma, pensamiento están contigo a todas horas, eres maravillosa, se que me has esperado por más de un año, pero ésta noche hablare con mi esposa y le pediré el divorcio, no soporto estar alejado de ti una noche más. Quiero vivir contigo el resto de mi vida.
Zutanito
Presidente de Hijos de Puta S.A de C.V.
¿Qué escenario es peor? ¿En que escenario ha estado usted? ¿Usted es fulanita o zutanita? ¿O acaso es usted zutanito o fulanito? ¿O tal vez usted sea un perenganito o una menganita? No pude evitar estar nervioso toda la semana por el comentario de un amigo que aún retumbaba en mi cabeza “Yo jamás perdonaría la infidelidad, yo respeto el punto de vista de los demás, pero la infidelidad es algo que simplemente no aguanto”- ¿Y si se tratara de una relación de más de 10 años? Pregunté.- No la perdono, punto, bye. Sentí que me jalaban a un pozo lleno de interminables dudas ¿seriamos capaces de terminar una relación de quince años por una infidelidad? Recuerdo que a los 16 años yo era el Zorro que luchaba por la justicia, el Superman que defendía el amor, el Batman que daba la vida por Robin, la mujer maravilla que podía cocinar y arreglárselas al mismo tiempo para encontrar las mejores ofertas en El Palacio de Hierro, el Flash que avanzaba a miles de kilómetros por segundo para alcanzar la eterna felicidad, el He-Man que sabía que el amor era más fuerte que todos los amos del Universo juntos, el Spider Man que tejía chambritas pa el bebé, o sea casi, casi el sacerdote que pronunciaba muy seguro de su poder que le otorgaba Dios y la Iglesia “Til Death do us Part zsa zsa zsa yaku zsa yaku zsa, en el nombre del Padre, del Hijo, huele mi shampoo y que les vaya bien en su matrimonio…, pero ¿a mis treinta años sería capaz de terminar una relación por unos pinches cuernos?
Tal vez yo haga las preguntas, pero hay millones que viven estos escenarios a diario. Las dos puestas en escena son muy fuertes y difíciles de digerir (pienso que la número dos es simplemente out of the question, ni de rodillas a la Villa salvamos ese caso). Pero ésto es 2006 y si mueren a diario mujeres en ciudad Juárez (Chihuahua), secuestran a cientos y el Chapo Guzmán escapa de la cárcel pues entonces estos escenarios son piece of cake.
A calzón quitado y con el alma desangrándose entre mis manos que los gusanos se han de comer (jajaja) ya estuve en los dos casos (tengo que admitir que en el primer escenario ahora ya me da risa y es algo que cuento cada vez que puedo pues fue muy chusco, pero el segundo no me causa gracia a la fecha), pero en ambos casos hay salvación, nada que un “¡vete a la verga!” y un buen abogado no puedan resolver.
Cómo ya comenté para mi el segundo caso es más fuerte que el primer escenario, pero cada cabeza es un mundo y el gusto se rompe en géneros, incluso existe la famosa frase mamona de: “Ojos que no ven, corazón que no siente”. Nada más que en mi caso hay dos pequeños problemas: mis ojos si ven y mi corazón a huevo que siente, suena perfecto en un principio, nos vendamos los ojos, le damos la espalda al problema, buscamos culpables inocentes, y le jugamos al retrasado mental hasta que la muerte o el SIDA nos separe. ¡Que difícil! ¿No? “Gonzalo, entiende una cosa: Ningún hombre es fiel” Dice la tía Bonfilia “De cada ocho mujeres cinco son infieles” Me comenta Mónica Uribe en la clase de Notarial. La tía Bonfilia dice que la mujer debe casarse sin tener las expectativas muy altas en cuestión de fidelidad. O.K hombres y mujeres en el 2006 somos una mamada, supongamos que lo aceptamos, what’s next? Denial?
Todos somos cabrones, pero ¿Perdonamos cabronadas? “Yo no tengo que perdonarle nada, ¿Quién soy yo para andar perdonando? ¿Dios? ¡No mames! O sea ya se aventó su canita al aire Yo le preguntaría ¿Qué pedo? ¿Me quieres? ¿Si o no? Si, chido, No, Pues a la verga”. Comenta Gilberto. “Es sólo sexo, el amor trasciende más de una vagina o un pene, neto, además si aun me ama pues chido el chiste es no cantárselo cada vez que tengamos un problema, ni tampoco el de ahora va la mía, pues tampoco una relación trata de te hago me haces ¡No mames!” Concluye.
La cruda realidad es que cada uno de nosotros conocemos cientos de miles de casos de estos escenarios encarnados con amigos y familiares, al parecer el amor si es más fuerte que una canita al aire, pues perdonan incondicionalmente en esta abnegada vida, pero ¿es amor? ¿pendejez? ¿Costumbre? La pareja sigue junta pero los cuernos no terminan, pero si es amor y amor del bueno, porque hay gente que no perdonaría unos cuernos en una relación de más de quince años? “Mira güey, es como tú amiga Pakita Pekas, le pusieron el cuerno y ella escogió el denial, pues que chingón, a la otra nada más se la cogieron, pero a quien quiere es a Pakita, la lleva, la trae, la sube, la baja, la acompaña y esta con ella en las buenas y en las malas. Y si, tal vez su relación es de denial, pues su pinche pedo, cada quien sabe si anda con el más cabrón, el más pendejo o el más buena onda. Ella ésta a gusto en su denial pues a gustis, Gonzalo, no mames ¿Cuántas parejas no conocemos en denial?” Pregunta Gilberto, no me atreví a contestarle, era una de las preguntas más fuertes que éste son of a cock se había atrevido a preguntarme. Pero ya estemos en acuerdo o desacuerdo con Gilberto ¿se atreverían ustedes a preguntarse cuantos amigos suyos viven en denial? Pero entonces aunque suene cheesy la pregunta ¿la fuerza del amor dónde quedo?.
Estaba en la cafetería con mi amiga Karla y le comenté los dos escenarios “No güey, yo no sé si se lo perdonaría, y no tanto por el engaño, sino por estar con él y pensar -Este hijo de la chingada me engaño- pero creo que no sería por ese lado tampoco, más bien no se lo perdonaría pues me daría duro en el pinche ego”.

4 comments:

Mugrali said...

UY uy uy....tema complicado por las varias aristas que puede presentar. Creo que la respuesta depende totalmente de la relación que se tenga y sobre todo de saber qué tanto podrías lidiar con el hecho de ser engañado o ser el que engaña y te cacharon.
Saludos :-)

ka! said...

Estimado y Fino Gonzalo:

He aquí la parte editada de mi último posteo y que la redacción se negó a publicar:

"Soy un estuche de crayolas en tu portafolio, Soy tu amigo, soy el raro, soy tu amigovio."

"Soy una mochila vieja de tirantes ausentes,Soy el complemento de tus noviazgos presentes."

..Y es que una de mis realidades durante los últimos años es que he fungido como la "parte complementaria de una relación imperfecta"...por lo que la infidelidad cómo tal no la juzgo ni la justifico..

..Jamás, creeme, jamás me he considerado un buen amante...y no pienso garrapatear acerca del "yo-no-sé-cuá" que a pesar de mi redondo cuerpo hace que la gente me mire...

Sólo sé que en algún momento ...esta zuripanta vida y cada una de sus putas muertes harán una suerte de justicia e intentaré ser feliz..

ka! said...
This comment has been removed by a blog administrator.
Ultraviolet said...

Afotunadamente...nunca he sido ni fulana ni sutana...neta que si creo en la fidelidad..como dice Karla, te dal en ego aparte de todo!!...Y aunque ande en casi los treinta no he perdonado ni creo perdonar una infidelidad, que se vayan derechito a chingar a su madre!!!!
Es difícil mantener una relación, negociar posturas, entender al otro, que te entiendan, y qué salgan también con la mamada de infidelidad...NO MAMAR!!

Besos.